Sexo con la amiga de mi novia ¿Se podrá? | Parte 1

Habían pasado 5 años de relación con mi novia, nos llevábamos bien y el sexo no faltaba. Sin embargo, nuestras rutinas y quehaceres lo hacían un poco monótono a veces , a pesar de que cuando estábamos en la cama las paredes repetían nuestros gemidos de placer.

Una relación normal y de mucho sexo, pero faltaba algo, y era ella Yanell, esa mujer.

Yanell era la  amiga de mi novia, una chica común, de estatura mediana, cabello corto a la altura del rostro como un hongo color castaño claro, tez trigueña clara, ojos marrones, pechos medianos y un trasero con lo justo y necesario, buenas piernas, esa chica no era nada fuera de lo normal, pero parecía que todos los días ovulaba, porque cuando la veía el morbo y mi erotismo se encendían, tenía un no seque que me hacía pegarme junto a ella – uf – la deseaba sexualmente, tenía la teoría que era un morbo, un fetiche porque es la  amiga de mi novia y el hecho que pare con ella me hacía fantasear, como un trío o un desenredo.

No quería ser infiel, pero mi mente solo decía «placer y sexo». Quería probarla aunque sea una noche, conocer que era eso que me atraía demasiado.

Habíamos salido en grupo muchas veces y su risa, su carácter de mierda , porque si, no todo era bueno, me caía a veces mal, porque se creía la gran cosa, con dizque buena posición económica, siempre tenía una excusa para todo, era miss perfecta, pero en fin, esa cosita que desconocía me atraía.

Esas faldas cortas a la rodilla, esos polos cortos, ese moño en el cabello, esa recogida de pelo al lado, esa chica ovulaba, repito, siempre está ovulando para tenerme así. Creo que se echaba mucha progesterona.

Había intentado acercarme a ella sin que nadie sospeche a ver que pasaba, en cada salida que me la encontraba de una forma sutil, y de bromas, a ver si su carita de santa no era tan santa. Pero se creía la gran cosa, le gustaba das maíz a los chicos y cuando los tenía en la mano, no le hacía caso, siempre buscaba a un buen postor de buena posición económica.

Mi novia a veces hablaba sobre lo bien que ganábamos en el trabajo, y se notaba la envidia en su cabeza, ya había llegado a oídos de Yanell, así que esperaba a ver si eso cambiaba su interés, o más envidia.

En una reunión de cumpleaños que ella asistiría apareció con una falda roja, un top amarillo, unos lentes de sol, toda deslumbrante, con su mirada hacia arriba, no sé si su carrera de Trabajadora Social le daría frutos, o ya había casado a alguien.

Mientras platicábamos con la música a tope, mientras estaba en un grupo de chicos, la observo, estaba en la mesa de los tragos y no sé si se había percatado, se le calló una de sus pulseras y se agachó repentinamente dejando al descubierto la línea de su calzón que cruzaba su cintura, negro que alcancé a ver las líneas de encaje con forma de tanga parecía de marca, Y cuando se levantó giró la cabeza, me vio, y vi como una sonrisa a media se asomaba y continuó caminando – qué puta- me dije.

No puedo negar, me excité , esa picazón en el glande hacía que se me pare, me dirigí al baño , bajé la tapa del water, me bajé el pantalón y mi bóxer, cerré los ojos y comencé a masturbarme, de arriba abajo con mucha rapidez, imaginando un trío con ella y mi novia, pero a veces solo la veía a ella, penetrándola o como me la chupaba, – ¡¡qué rico!! – hasta que exploté de placer llegando al orgasmo y haciendo saltar mi semen con firma de Yanell – diablos, tengo que limpiarme-.

Yanell no tenía novio, seguía buscando su buen chico que la mantenga, no era tan activa sexualmente, se cuidaba, pero esa escena guando se agachó no podía olvidarla.

Sabía que una de las cosas que le gustaba eran los chicos con plata y esa era una ventaja que tenía , no era el millonario, pero tenía lo suficiente para complacerla como se debe.

Pensaba en cómo acercármele, cómo hacerla mía, como tener la oportunidad de tener una noche loca con la amiga de mi novia y sin que se entere, hasta este punto solo era eso, sexo y nada más.

Pasaban los días y cada vez era más frecuenta las salidas con ella en grupo, a veces solo salíamos de cuatro o de tres cuando íbamos a comer, nos acercábamos cada vez más como amigos.

Despertando por la mañana después de varias noches pensándola tuve una idea, agarré mi celular y le escribí al WhatsApp un mensaje temporal,

– Hola Yanell, me gustaría conversar contigo en persona, hay algo que me gustaría comentarte, pero es urgente y no puede decir nada, ya te explicaré por qué.

Era difícil que no diga nada, pero tenía que intentarlo de esta forma

-Hola, Adrián, ¿Aun así, de qué?

– Ya te comentaré; sin embargo, es urgente que sea lo más pronto, pero solo debe quedar entre tú y yo.

– ¿por qué nadie puede enterarse?

– Porque arruinarías la sorpresa

– Oh entiendo- responde.

– Podría ser mañana sábado a la salida de la universidad

– Perfecto a la salida, en la pizzería de la esquina, pero por favor no digas nada de nada, ya entenderás.

– Oki no te preocupes.

Perfecto, cayó en el anzuelo, y ahora a prepararme lo que le diré.

Un poco de remordimiento me acentuaba la cabeza, pero a la vez mi pene me decía que es solo una vez, de probar algo diferente, de tener el fetiche, de cogerme a la amiga de mi novia como las películas porno. Sin embargo, no hay que cantar victoria, aun Yanell no sabía nada, y nada estaba dicho.

Llego sábado, me alisté, fui arreglado, estilo chico importante, como si fuera una cita, ella llegó con su blusa blanca, si jean y su cartera marrón, su trasero marcaba su ropa interior de un cachetero , sus brazos al descubierto esa piel , y las tiras del brasier rosa levantaban sus hermosos senos incógnitos.

– Hola, Yanell

– Hola Adrián que tal,

Y así empezamos nuestra plática , un poco de introducción de cómo nos fue en el día, como íbamos en el tema sentimental, etc. Hasta que llegó el turno de la sorpresa.

Yanell me miraba y yo a ella, fijamente, y con una voz de seguridad y entre algunas dudas le dije:

– Primero quiero que me disculpes por haberte hecho venir acá, la verdad es que tengo algo que decirte

Yanell me mira como dudando – No entiendo, ¿qué pasa? –

En vista que tú sabes que bueno, sabes que me va bien en el trabajo y que la posición que tengo ahora es buena, y tú sabes, uno siempre quiere probar cosas nuevas, y tú eres bonita y bueno, se nota que te mereces alguien que te cumpla todos tus caprichos, pues, estaba pensando que tal vez tú desees un poco de ayuda extra por parte mía.

– ¿Cómo es eso?

– Pues mira, viendo más allá y olvidándonos de todo, podría ofrecerte una cantidad considerable como unos mil dólares porque pases una noche conmigo.

– ¿me estás jodiendo, no? – Me mira sorprendida.

Espera no te molestes y antes que digas algo, de dire que yo amo a tu amiga, pero tu, tu tienes salgo que desde que te conocí me atrae, he tratado de sacarte de mi mente, pero tu olor o no sé que me hace desearte tanto. Es en serio, es como una tracción fuerte, una fantasía. Sé que buscas alguien que te cumpla, yo puedo serlo sin que nadie se entere, al menos una vez, sé que necesitas porque andas con algunos apuros, pero tampoco es la idea que lo hagas por eso, y pues que solo quede entre nosotros, me conformo con que sea una vez y ya. Te pagaría bien.

– No soy una puta, te jodiste perro

-Espera , por favor, no te molestes solo que.

No me hizo caso y se paró y se fue, dejándome solo en la mesa con la palabra en la boca.

Me quedé únicamente en restaurante con una pizza a la mitad. La había fregado, todo se iba a ir al tacho por un calentamiento del momento, pensando que hacer cuando le cuente lo que pasó. La malogré , la cagué. Iban pasando los minutos, pero de repente suena mi celular – un mensaje – de Yanell.

-¿ aún sigues en la pizzería?

Qué raro, quizás quiere tomarme fotos o grabarme para enviarlo. -Carajo que hago, ¿le responod o no?

– si le respondo, por? : (  – me hice el tristón

– sal , estoy en el paradero

– Salí y la vi, su cabello corto era inconfundible, pero ¿para qué? ¿Qué quería ahora? Avergonzarme seguro.

– ¿para qué quieres que vaya? – le escribo

–  solo ven – me responde

-Carajo, a la de Dios, iré, qué me queda, si no la curiosidad me matará-

me acerqué, estaba sentada en la banca del paradero

– Mm, dime ¿qué pasó?

– eres un Perro en serio

– perdón, no era mi intención ofenderte , pero todo lo que te dije es cierto, de verdad me gustas mucho, tienes un no seque, pero creo que es netamente sexual con cariño de amistad.

– Escúchame, soy la amiga, lo que me propones es traicionarla, es enfermo, es ash, puta mare.

– pero tampoco de esa manera , o sea imagina que somos desconocidos, llego de repente y te ofrezco algo por una noche, solo eso

– no es lo mismo , te conozco y ella también, y no soy cualquiera.

-ya lo siento otra vez, ¿y si solo es verte desnuda , en lencería? ¿Eso si? , lo siento pero te tengo tanto deseo que no se que decir. ¿Al menos eso? Eso sanearía mi morbo.

me queda mirando media molesta

– Ag , qué enfermo eres ¿ ash en serio?

– ¿una pisquita?

– que no

me mira fijamente con mirada de odio

Entre duda y duda su semblante y actitud iba cambiando- júrame que esto quedara entre tú y yo- ella responde.

– Pero espera, solo en interior

– ¿a qué así? , bueno a nada. ¿Cuánto sería?

– Me dijiste mil dólares.

– Pero eso era para tener sexo

– A pues ..

– Mira  hagamos esto, vamos te doy 500 y si el Momento se pone caliente, pues vemos que sucede

– Que pendejo eres, no pasara nada, te estoy avisando desde ya, solo verme para que tu amiguito no te joda más , pero vamos porque no puedo llegar tarde a casa. Pero Adrián júrame que no dirás nada porque te mato.

– Te lo juro- respondí.

Busque un hotel, uno que nunca había ido, pedí  un taxi y subimos, era el momento. ¿Remordimiento?, ¿placer?, ¿morbo?, ¿fetiche?, ¿traición? No sé que sería y tampoco lo que vaya a pasar, solo sé que mi pene erecto vibraba y al tenerla sentada a mi lado, dejaba al descubierto las miles de fantasías que pensaría al ver su cuerpo prohibido frente a mí, pero ¿sin poder tocarlo?
Continúa.

Lee la parte 2, está publicada Solo en mi instagram https://instagram.com/libroerotico.oficial 

Gracias por leer, espero te hayas mojado :)

¿Disfrutaste esta publicación? Compártelo con tus amigos y recibe una sorpresa.

Comments (4)

  1. Luis marzo 11, 2023
  2. Jiménez enero 4, 2023
  3. Lalo diciembre 27, 2022
  4. Daniel noviembre 28, 2022

Leave a Feedback!