Mi primera vez | Parte 2

Alexa tranquila, me repetía, no sabía qué hacer, estaba nerviosa, ansiosa, un poco temerosa, pero no iba a salir corriendo del taxi solo por mi cobardía, tenía que estar lista y súper relajada. En el camino diversas preguntas llegaban a mi cabeza, era un temor, pero a la vez un deseo mío el poder experimentar. Finalmente llegué a su casa y toqué el intercomunicador.

– Mi amor soy yo, ábreme.

Suena la puerta, él me recibe en la entrada, ingreso a su sala y sutilmente me coge de la cintura para besarme, no tomo resistencia y le sigo el juego, me desato de sus manos y me dirijo al sillón, él comienza a observarme, yo trato de no aparentar nerviosismo pero él no ayuda, necesito sentirme tranquila o que me abrace sin intenciones de tocarme, pero no, solo me observa sutilmente las piernas, su mirada de perversión me comienza a congelar de a pocos, de pronto una idea abrupta me hizo decir lo primero que se me ocurrió.

– Amor necesito ir al baño.
– Ah…Sí, está a la derecha – responde relajadamente

Ingreso al baño donde todo parecía hecho de mármol, tenía un jacuzzi, una ducha y un enorme espejo. Me recosté en el lavamanos y quedé observándome, con la mirada fija solo atiné a respirar, acomodarme el sostén, y me senté para hacer pis. El temor se estaba yendo poco a poco,
solo quedaba un nerviosismo, mi entrepierna recordaba su mirada y una sutil curiosidad me hacía sentir un cosquilleo poquito placentero al punto de humedecerme, algo así como cuando se te mete el calzón apretado.

Al salir del baño Ben estaba sentado en su sofá viendo televisión.

– ¿Qué ves? – le pregunto –
– Una serie, está muy buena.
– Ah ya… – respondo con una voz tranquila mientras me dirijo a su costado

Ben coloca su mano sobre mi hombro y puedo sentir como empieza a acariciarme lentamente, no hago nada, dejo que continúe mientras baja lentamente por mi blusa y espalda hasta tocarme la cadera, se dirigió con sutileza a mi oreja y con una voz intensa dice:

– Acompáñame.
Me coge de la mano y me dirige a su habitación, abre la puerta a un cuarto amplio, parecía un fanático de la música rock, pero estaba desordenado, botellas de alcohol a un lado, ropa tirada en el suelo.
– Mami no vino a arreglar hoy ¿eh? – le pregunto sonriendo–
– No, la empleada está de vacaciones.

Quedo mirándolo mientras grabo el concepto de ser un hijito acomodado de mamá arrogante. Me observa mientras baja a mis labios, me besa con intensidad y comienza a tocarme sobre la blusa, mi piel se eriza y siento cómo sus dedos recorren mi cabeza, mis hombros, mi cuello, mi cintura, comienza a tocar ciertas zonas que nadie ha llegado antes, me siento nerviosa, dura, siento como su mano baja por mi ombligo hasta llegar al botón de mi pantalón, juega con el cierre, lo desabrocha quitándome la prenda abruptamente dejándome solo en calzón y blusa, me sentía desnuda, prácticamente lo estaba, pero era una desnudez tímida, solo atiné a tirarme sobre él echándolo sobre la cama y besándolo apasionadamente con la intención que me abrace y pueda sentir su cariño, pero eso parecía no estar funcionando, la intensidad de sus besos aumentó, comenzó a tocar todo mi cuerpo acariciando mi espalda y bajando ambas manos hacia mis muslos presionando y haciéndolo con mayor intensidad, eso me despertó un poco, sentía algo, pero quería que se detenga para que primero me diera esa confianza que necesitaba: cariño, un abrazo y diga que todo estará bien.

– ¿Pasa algo? – me pregunta –
– No, nada.

Contenido Bloqueado
Este contenido esta bloqueado, agrega un comentario para desbloquearlo!

347 comentarios

  1. Me gustó bastante, sobre todo porque plasmas cosas que comunmente pasa en la realidad. 🙂
    Espero con ganas la próxima parte.

  2. Me gustó mucho te acercas mucho a la realidad de esas situaciones e invitas a reflexionar mejor sobre quién es la persona correcta . Éxitos escribes muy bien sigue así

    • Me encanto, creo q no pudiste haberlo explicado mejor… es triste pero es la realidad de muchas…
      espero con ansias la siguiente parte ☺️

  3. Lo que has escrito , es casi tan real en la mayoría de casos ; la mayoría de chicas se sienten como alexa en su primera vez. Me encanta 😍 siguela porfa

  4. Pues lo que le sucede a la mayoria de chicas me gusta que lo hayas incluido para que otros vean que no se siente nada bien que te traten como un objeto a una chica :s
    i like 🙂

    • Me sentí igual, la primera vez…
      Entregarse a un patán.. Pero en el momento uno no piensa eso solo que esta enamorada…
      Me encanta esta historia. 😍

  5. Wuauuuu pobrr la verdad creo q suele suceder mucmy seguido esta historia es de la vida real …. Esta muy bonito y espero seguir leyendo mas al respecto

Deja un comentario

error: Contenido Protegido copyright (©) 2020 | Normas legales